Premio Nacional de Literatura 2018

premio nacional2Hay que ser valiente para aceptar la candidatura al Premio Nacional de Literatura a sabiendas de no tener la más remota posibilidad de obtenerlo. Y no por una cuestión de falta de méritos, puesto que todo escritor con oficio a cierta edad los tiene de sobra, sino por carencia total de influencias, de amistades y lazos institucionales con el poder, que siempre ha sido omnipotente en estas materias y en muchas otras. El poder institucional pesa sobre los individuos comunes y corrientes más que un dios, imponiendo sus designios, favoreciendo o desfavoreciendo vidas y obras.

La influencia del Poder Comunicacional también influye en estas materias, porque consigue con mucha facilidad acercar a sus predilectos y sus obras a oídos de las autoridades, en relación a la nula posibilidad que tienen aquellos escritores que no están en sus redes, aquellos que han publicado sus obras en pequeñas editoriales, muchas veces financiadas por el bolsillo de los propios escritores.

Cabe sin duda una reflexión profunda sobre el tema, sobre todo cuando la inmensa mayoría de quienes asumen cargos de poder, dicen esgrimir los valores de igualdad, equidad, justicia y todas esas gabelas que en la práctica no han sido más que subterfugios para esconder los verdaderos intereses de quienes las esgrimen.

El Premio Nacional de Literatura ha sido siempre un tema conflictivo precisamente por eso, por la desigualdad de condiciones de sus postulantes. Y por supuesto, se imponen siempre aquellos que de una u otra forma están relacionados o favorecidos por el poder, en desmedro de aquellos escritores provenientes de la periferia, olvidados, ignorados, deliberadamente por los medios de comunicación masivos, por las grandes editoriales, por las universidades y sus académicos, hoy más que ayer fervorosos devotos de las obras más vendidas, aunque muchas sean verdadera bazofia.

Este año Rolando Rojo Redolés ha asumido la candidatura propuesta por Mosquito Editores, como diría Dostoievski, de “los humillados y ofendidos de esta tierra” con la más absoluta dignidad y derecho, aunque como el mismo lo ha dicho, sólo se trate de un intento por sentar un precedente y acusar “un téngase presente.”

Miguel de Loyola – Santiago de Chile – Julio de 2018

2 comentarios en “Premio Nacional de Literatura 2018

  1. Aclaración: La pluma agil y chispeante de Lafourcade, que nunca logró escribir una novela realmente valiosa, tiene 2 excepciones para sus lectores, para mi solo una excepcion,: “Palomita blanca”, un documento del Santiago de los años 70, muy querida por el publico y “Mano bendita”, en mi opinion y en la de critica, su mejor novela literariamente hablando, 2do premio planeta argentina creo. Donde retrata el mundo de la Vega central, opuesto a su mundo real, y construye dos personajes con una sensibilidad humana que sobrecoge, sin sensiblería.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s